viernes, 20 de abril de 2012

Los cráteres de asteroides en la Tierra pueden dar pistas de vida en Marte


Según han señalado los expertos, los organismos hallados son evidencia de que los cráteres de proporcionar refugio a los microbios.


Los cráteres terrestres, consecuencia de los impactos de asteroides contra el planeta, pueden dar pistas para la búsqueda de vida en Marte y otros planetas, según un estudio de la Universidad de Edimburgo, publicado en la revista 'Astrobiology'. Esta teoría, nace después de que los científicos hayan encontrado diminutos organismos prosperando en las profundidades de un cráter que se formó hace 35 millones de años.

Según han señalado los expertos, los organismos hallados son evidencia de que los cráteres de proporcionar refugio a los microbios, protegiéndolos de los efectos de los cambios de estaciones y eventos tales como el calentamiento global o las edades de hielo.

De este modo, el estudio sugiere que aquellos lugares de Marte en donde hay cráteres también puede estar escondiendo vida y, por tanto, su perforación podría dar lugar a encontrar nuevas formas de vida o vida similar a la que existe en la Tierra.

Los autores del estudio han perforado casi dos kilómetros por debajo de uno de los mayores cráteres de impacto de asteroides sobre la Tierra, en la bahía de Chesapeake (Virginia, Estados Unidos). Las muestras recogidas en la zona demostraron que los microbios se distribuyen de manera irregular a lo largo de la roca, lo que sugiere que el ambiente se ha mantenido en gran parte del lugar tal y como lo dejó el asteroide hace 35 millones de años.

En este sentido, los científicos dicen que el calor del impacto de una colisión de un asteroide mata todo lo que esté en la superficie. Sin embargo, las fracturas que se producen en las capas internas de la Tierra permitirían la entrada de agua y nutrientes a profundidades en donde puede fluir la vida. "Algunos organismos crecen mediante la absorción de elementos como el hierro de la roca", ha explicado uno de los autores, Charles Cockell.

Cockell ha indicado que "las áreas profundamente fracturadas alrededor de los cráteres de impacto pueden proporcionar un refugio seguro en el que los microbios pueden prosperar durante largos períodos de tiempo". Así, ha apuntado que el hallazgo realizado lleva a suponer que el subsuelo de los cráteres de Marte "podría ser un lugar prometedor para buscar pruebas de vida".

No hay comentarios:

Publicar un comentario